1227929

BODEO

 

Fabricante

Larrañaga y Cí­a

Origen

Eibar

Fecha Fab.

1889 - 1920

Sistema

Doble acción

Long. Total

234 mm.

Long. Cañon

114,5 mm.

Peso

890 gr.

Calibre

10,35 mm.

Empuñadura

Madera

Ánima

4 estrí­as

 
 
El arma
En 1870, se completó definitivamente la unificación de Italia gracias al esfuerzo polí­tico y militar de dos hombres que dieron el banderazo de salida a la Historia Contemporánea de esa nación. Se trataba de Camilo Benso di Cavour y Giuseppe Garibaldi, que con su ambición nacionalista lograron reunir en una sola Italia, reinos, principados y protectorados extranjeros que hasta entonces habí­an hecho del "paí­s de la bota" un enorme puzzle.

Ví­ctor Manuel II, hasta entonces monarca del Piamonte, fue su primer rey.

Las autoridades militares del nuevo reino decidieron e 1872 la adopción de un revólver, versión Chamelot-Delvigne, al que denominaron Modelo 1874. Resultó un arma bastante defectuosa y pesada, por lo que pronto se encomendó a una comisión el estudio para proceder a su sustitución.

Así­, la Orden Nº 235 dada por el Ministerio de la Guerra, de fecha 31 de Octubre de 1889, publicada en su pagina Nº 650 del Boletí­n Oficial Militar decí­a textualmente: "...adottata ed introdotta in servizio la Pistola a Rotazione Sistem Bodeo, Modello 1889"; en castellano: "...es adoptada e introducida en servicio la Pistola a Rotación Sistema Bodeo, Modelo 1889".

Se trataba del revólver diseñado por el armero napolitano Carlo Bodeo quien lo patentó el 11 de Diciembre de 1886 y que sustituirí­a al vetusto Modelo 1874. Mecánicamente, ninguna de sus ideas era realmente innovadora, puesto que ya habí­an sido adoptadas en diversos revólveres europeos. Su verdadero mérito fue reunirlas a todas en un proyecto único y bien armonizado. El arma se adoptó en 1889 y se le hicieron numerosas modificaciones en su largo perí­odo de producción, que va desde 1889 a la Segunda Guerra Mundial.

Se trataba de un arma robusta, económica y funcional, de doble acción, armazón fijo y cañón hexagonal. Por real orden del 5 de Marzo de 1894, se les dotó de seguro, consistente en una palanca situada en el lado izquierdo.

Se fabricaron tres tipos: el modelo original de 1889 llamado "de tropa", reconocible por la falta de guardamontes, un modelo siguiente adoptado en 1891 llamado "de oficiales", con guardamontes, y un modelo "reducido", con cañón corto y cilí­ndrico. Todos los modelos y variantes tienen en común más de un 90% de los componentes.

Se declaró reglamentario para armar a todos los estamentos militares y policiales; desde la Regia Marina, Ejército y Cuerpo de Carabineros hasta el Real Cuerpo Forestal, estuvieran destinados en Italia o en las colonias.

Tiene el record de duración en servicio de un arma italiana; desde la fecha de adopción en 1889, a los primeros años de la Segunda Guerra Mundial, cuando se completó la distribución de la Beretta Mod. 34, pasaron más de sesenta años, donde se ha empleado prácticamente en todos los conflictos en los que se vio involucrada Italia, incluyendo nuestra Guerra Civil.

Lo produjeron gran número de fabricantes; desde la Regia Fábrica de Armas de Brescia a las fábricas Castelli, MIDA, Glisenti, Beretta, Bernardelli y muchas otras aunque en menor medida. Durante la Gran Guerra, se confió una parte de la producción a fábricas de Eibar, (el ejemplar de esta colección fue elaborado por la empresa Larrañaga de Eibar como así­ lo atestigua la inscripción en el armazón de sus cachas), siendo la calidad de estas muy variable. Además existen ejemplares realizados artesanalmente para oficiales de clase baja que querí­an "gastar poco" y tener su arma personalizada, lo que causó no pocos accidentes. Debido a ello, una circular del 19 de Julio de1895 ordenaba a todos los oficiales a abastecerse con los revólveres de las Fabricas Militares.

Por su peculiar forma se le conocí­a entre la tropa con el sobrenombre de "coscia_d agnello", pata de cordero en castellano.





(c) Jesús Madriñán 2007-2009
Diseño web: Argos-Galaica